C. Verónica, 1, 1º C, 28850 Torrejón de Ardoz, Madrid

Horario

Lunes

10:00 - 13:30 | 17:00 - 20:30

Martes

10:00 - 13:30 | 17:00 - 20:30

Miercoles

10:00 - 13:30 | 17:00 - 20:30

Jueves

10:00 - 13:30 | 17:00 - 20:30

Viernes

10:00 - 13:30 | 17:00 - 20:30

Sábado

Cerrado

Domingo

Cerrado

mayo 2022
Lun Mar Mié Jue Vie Sáb Dom
2526272829301
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
303112345
Inicio/ELECTROACUPUNTURA

ELECTROACUPUNTURA

electroacupuntura madrid

Es una técnica usada en Medicina Tradicional China variante de la acupuntura, que combina el uso de las agujas y la estimulación eléctrica, enviando una pequeña corriente a través de ellas.

En los tratamientos de electroacupuntura siempre utilizaremos un bajo voltaje aunque la frecuencia (Hz) y la intensidad (mA) dependerán de las afecciones.

Para tratar afecciones crónicas y dolor crónico utilizaremos una baja frecuencia (entre 2Hz y 10Hz) y una alta intensidad, mientras que para abordar afecciones agudas y dolor agudo se usa una alta frecuencia (por encima de 10Hz) y una baja intensidad.

En general:

Las frecuencias bajas tonifican <10Hz. Las frecuencias medias regulan entre 20 y 40 Hz. Las frecuencias altas dispersan >50 Hz.

La electroacupuntura está indicada para tratar aquellas personas que padecen:

  • Dolor crónico, en especial fibromialgia, síndrome miofascial y epicondilitis.
  • Lesiones postraumáticas.
  • Inflamación de tejidos blandos.
  • Contracturas  y atrofias musculares.
  • Rehabilitación tras una trombosis cerebral.
  • Parálisis facial.
  • Entre otras patologías.

Son muchos los beneficios que podemos encontrar en la electroacupuntura, ya que posee un mayor efecto analgésico que la acupuntura manual; si se combinan aumentaremos sus efectos.

Además acortaremos tiempos ya que un tratamiento con electroacupuntura es más corto que uno tradicional y además es capaz de estimular un área mayor alrededor de la aguja.

Con la electroacupuntura tendremos una disminución del dolor, una relajación muscular, una mejora de la circulación en la zona y se pude utilizar tanto para el tratamiento del dolor agudo como en el tratamiento del dolor crónico.

Es una muy buena alternativa cuando se necesita realizar un abordaje invasivo en niños o en pacientes con inmunodeficiencias.